The Death Mage that doesn’t want a fourth time Side Chapter 25

Una madre que quiere hacerse más fuerte, un emperador que quiere que su linaje continúe y los individuos reencarnados que quieren que su mensaje sea leído.

Mientras Darcia esperaba dentro de la cápsula a que se completara su nuevo cuerpo, dormía tranquilamente como un feto. Escuchar la voz de Vandalieu como una canción de cuna…. no sucedió.

Actualmente estaba recibiendo un entrenamiento intensivo de un instructor en un campo de flores.

“¡Sigue disparando mientras corres! No dejes que tus brazos, piernas u ojos descansen!”

“¡Sí, Sensei!”

“¡Este es un Reino Divino! No tienes cuerpo, tu fatiga y tus límites físicos no son más que productos de tu imaginación, límites impuestos por tu propia mente”, ladró el instructor. “¡Trasciende tu mente!”

“¡Sí, Sensei!”

El instructor masculino… el mercenario Dhampir Veld, que sólo recientemente se había convertido en un espíritu heroico de Vida, la diosa de la vida y el amor, mostraba misericordia al hacer trabajar a Darcia.

Cuando Veld vivía, había dado un entrenamiento más duro…. de vez en cuando, un entrenamiento que tal vez se describía mejor como tortura, a los subordinados y recién llegados a su banda mercenaria. Pero no podía imponerle ese entrenamiento a Darcia, incluso si el entrenamiento era lo que ella misma deseaba.

Lo que Darcia quería ser no era una hábil mercenaria, sino una ‘madre fuerte que puede hacer más que ser protegida por su propio hijo’.

Entonces, ¿por qué se ha convertido en mi trabajo? Pensé que ya estaba harto de esto cuando vivía en la miseria, pensó Veld, pero él sintió cierto grado de satisfacción al ver a Darcia corriendo y disparando flechas simultáneamente.

Aprendió rápidamente. Como era de esperar de una mente que había superado los límites de un ser humano. Darcia estaba muy motivada, y a este ritmo, Veld esperaba que se volvería incomparablemente más poderosa que cuando era una simple Elfa Oscura.

Como mínimo, sería lo suficientemente fuerte como para no ser capturada por las Cuchillas de Cinco Colores de ese momento.

“¡Ahora usa tus habilidades marciales! Esto no es la realidad, así que no te preocupes por tu Maná y el impacto de tus acciones en tu entorno; ¡concéntrate sólo en dar en el blanco!” Veld gritó.

“¡Sí, Sensei!”

Fuego Rápido, Fuego Sostenido, Fuego de Ángulo Alto, Proyectil de Tornillo, Flecha de Sombra… Todas estas eran habilidades marciales que se podían usar con un nivel de habilidad de 5 o menos, pero poder usarlas en sucesión rápida y golpear objetivos con precisión mientras corrías era bastante prometedor.

“¡Alto el fuego! ¡Tiempo de descanso!”, dijo Veld.

“¡Sí!…. Por cierto, Veld-sensei, ¿tiene sentido tomar un descanso cuando no tengo un cuerpo?” preguntó Darcia.

“La hay. Aunque te diga que no sientas fatiga mental, eso es imposible. Sólo puedes apartar tu atención de la fatiga e ignorarla. ¿No lo sientes?”

Veld, que había vagado por los Campos de Descanso de Vida durante mucho tiempo como un espíritu demiheroico, sabía por experiencia que la fatiga mental se acumulaba con el tiempo. Debido a que permanecía cuerdo, a diferencia de los no-muertos del tipo Astral, esta fatiga lo había consumido.

“Lo siento. Cuando era un espíritu, dormía cada vez que me cansaba”, dijo Darcia.

“Bueno, eso es más saludable para ti. Supongo que deberíamos tomar un poco de té por ahora”, dijo Veld.

Levantó una mano, y un juego de té con dulces horneados apareció debajo de él.

Esta era otra ilusión sin forma física, pero el olor y el sabor del té y los dulces habían sido reproducidos, por lo que consumirlos aliviaba el estrés de sus mentes.

“Ah, entonces, ¿por qué no tenemos esto?” dijo Darcia, agitando su mano.

Apareció una lonchera que contenía sándwiches y onigiri, junto con un poco de té verde.

“Esta es la comida de la Tierra que Vandalieu recreó”, explicó Darcia. “Ya que él compartió sus sentidos conmigo, sé a qué sabe y huele, así que puedo comerlo aquí igual que tus dulces horneados, Sensei.”

“… Y-ya veo. Entonces participaré”, dijo Veld.

Normalmente, uno no sería capaz de reproducir artículos de sus propias memorias a menos que fueran un espíritu familiar o un espíritu heroico. Veld ocultó su sorpresa mientras comía varios onigiri.

La textura del arroz, que no había probado en mucho tiempo, era bastante agradable.

“Una vez que terminemos de comer, te entrenarás en combate desarmado y en técnicas de daga con otro instructor”, dijo Veld. “Después de eso es el entrenamiento muscular. Controlar la magia viene después de eso. No comas demasiado; tu mente se engañará a sí misma pensando que tu estómago está pesado.”

“Pero, ¿hay alguna razón para hacer entrenamiento muscular ahora? No tengo cuerpo”, dijo Darcia, cuestionándose cuán útiles serían las flexiones y los abdominales cuando estaba en estado de tener solamente su mente sin cuerpo.

“Normalmente, no lo habría”, contestó Veld. “Pero tú eres diferente. Su cuerpo está siendo creado desde la raíz de la vida. La raíz de la vida adapta el alma al cuerpo mientras lo crea, así que si tu alma realiza aquí un entrenamiento muscular y reconoce que tu fuerza muscular ha aumentado, la raíz de la vida retroalimentará a tu cuerpo”

“¡¿En serio?! La raíz de la vida es aún más asombrosa de lo que pensaba, ¿no?”

“Sí, así que haz lo mejor que puedas con el entrenamiento muscular y el tiro con arco”, dijo Veld mientras comía su onigiri, que era más delicioso de lo que él esperaba.

En el momento siguiente, varias siluetas aparecieron detrás de Veld.

“Espera, Veld. Ya es hora de que nos convirtamos en instructores de Darcia-san”, dijo uno de ellos.

“Participar en esta comida sin nosotros, a pesar de ser un recién llegado… tengo envidia”, dijo otro.

“¡Así es, así es! Respeta a los hermanos de tus antepasados”, gritó un tercero.

La expresión de Veld se convirtió en una de exasperación.

“¿Q-Qué deberíamos hacer?” dijo Darcia, su sonrisa un poco rígida.

Había una diosa con la apariencia de una mujer de mediana edad, un dios masculino que llevaba el cráneo de una bestia en la cabeza, un vampiro de Raza Pura con la apariencia de un niño pequeño, una arpía que había alcanzado el rango 13 y un súcubo.

“¡Las habilidades culinarias son esenciales para las madres! Permíteme, la diosa de las chimeneas, enseñarte cómo un dios maneja un cuchillo de cocina”, dijo una diosa con la apariencia de una mujer de mediana edad.

“Yo, el Vampiro de Raza Pura Elper, te enseñaré… ¡algo!” dijo un Vampiro de Raza Pura con la apariencia de un niño.

“¡Entonces te enseñaré a combatir desarmada en el aire usando las alas de mis brazos y mis garras!”, dijo la arpía.

“Ah, entonces le enseñaré a pelear en interiores con mi cola. Después de todo, el hijo de Darcia-san es muy amigo de mi nieto Godwin”, dijo la súcubo.

Veld los miró a su alrededor y les hizo un gesto de mano con una sonrisa. “Váyanse, dioses y extras.”

Los dioses inmediatamente comenzaron a expresar su protesta.

“¡Qué terrible! ¡Incluso como broma, no deberías decir eso a los dioses!”

Pero la postura de Veld no cambió. “¡Basta! Si son dioses, entonces respondan sólo cuando sean llamados. Estoy reacio, pero mi papel como instructor ya está decidido”, gritó, su voz sonando como un rugido.

“Wah, Veld está enfadado”, gritó una de las diosas, y todo el grupo huyó.

Los espíritus heroicos eran comúnmente respetados por la gente como lo eran los dioses. Pero aunque estaban en una posición más baja que los dioses, la relación entre ellos parecía ser una entre iguales.

“Tienen demasiado tiempo libre…. Si vas a hacer el tonto, hazlo en otra parte, dioses”, murmuró Veld.

La facción de Vida era diferente del ambiente de supervivencia de la vida en el ejército del Rey Demonio y sus remanentes, donde existían relaciones jerárquicas extremas, y también era diferente de la estricta sociedad autoritaria de la facción de Alda, donde cada papel existía para mantener el orden y la disciplina.

Aunque dependía de la personalidad de los individuos, las relaciones jerárquicas eran vagas, y esto tenía sus méritos. Veld, un ex mercenario, se había dado cuenta de esto, pero…. se preguntaba si sus acciones eran realmente aceptables.

“Umm… Veld-sensei”, dijo Darcia, sonando preocupada.

“Hmm? Ah, esa gente siempre es así. No hay necesidad de preocuparse por ellos. No tienen la intención de enseñarte a usar un cuchillo de cocina o a pelear en interiores. Es algo así como una broma de ellos”, dijo para tranquilizarla.

Pero parecía que Darcia estaba preocupada por otra cosa.

“¿Me crecerán alas, o garras, o una cola? No es que odie la idea, pero los grandes cambios en mi cuerpo también cambiarían su equilibrio… Me preguntaba si el entrenamiento que estoy haciendo ahora va a ser en vano”, dijo.

Parecía que estaba preocupada por su nuevo cuerpo, aún en desarrollo.

“Eso es…” Veld no pudo pensar inmediatamente en lo que debería decir sobre este tema.

Era un mercenario veterano, pero ciertamente nunca había dado entrenamiento para aquellos con cuerpos que eran significativamente diferentes de los cuerpos humanos.

Pero antes de que lograra obtener una respuesta, apareció el dueño de este Reino Divino.

“Está bien, Darcia, hija mía”, dijo la dulce voz de Vida, que estaba envuelta en una cálida luz.

“¡Vida-sama!” exclamó Veld.

Incluso él corregiría su comportamiento en presencia de un gran dios.

La mente de Darcia estaba en este Reino Divino y Veld estaba aquí instruyéndola porque esa era la voluntad de Vida.

Para empezar, convocar a la mente de alguien a un Reino Divino y conducir entrenamiento en ese estado no tenía precedente. El hecho de que esto ocurriera ahora se debía al deseo de Darcia de hacerse más fuerte, y también a que la facción de Vida no podía permitirse el lujo de que ella perdiera el tiempo que su cuerpo tardaría en completarse y estar lista para su resurrección.

Según la información de Ricklent y Zuruwarn, Alda había comenzado recientemente a hacer su movimiento en serio. La información decía que era casi seguro que estaba tomando múltiples medidas además del juicio que había presentado a las Cuchillas de Cinco Colores para hacerlos más fuertes.

Por lo tanto, era posible que Darcia se fortaleciera demasiado tarde si comenzaba a entrenar después de su resurrección.

La razón por la que Vida llegó tan lejos por el bien de Darcia… No fue porque Darcia fuera la clave para la victoria contra las fuerzas de Alda. Pero como el cuerpo de Darcia estaba siendo creado por la raíz de la vida y se había utilizado la sangre cristalizada de Vida, le había sido posible entrenar dentro de este Divino Reino, así que Vida había decidido que sería mejor que lo hiciera.

Aunque la situación era muy diferente a la de hace cien mil años, el que casi había exterminado a la facción de Vida estaba haciendo un movimiento. Era normal querer tomar todas las contramedidas posibles.

“Dices que está bien. ¿Significa eso que sabéis en qué forma seré resucitada, Diosa-sama?” preguntó Darcia con expectativas en sus ojos.

“Darcia, las habilidades existen en este mundo”, dijo Vida, planteando otro tema en lugar de responder a su pregunta. “Las habilidades están grabadas en el alma. Así, entrenando en este Reino Divino donde tu mente tiene una forma definida, construirás la habilidad técnica que necesitas para adquirir y dominar las Habilidades. Cuando regreses a tu cuerpo completo, estoy segura de que los números que veas en tus Habilidades reflejarán tus esfuerzos”, explicó. “Y si tienes las bonificaciones que te dan las habilidades, no importa si la forma y el equilibrio de tu cuerpo cambian un poco. Te acostumbrarás rápidamente.”

“Umm, estoy feliz por eso, pero… en otras palabras…?”

“No sé en qué forma vas a ser resucitada, ¡lo siento!” Vida se rió, sacando la lengua.

Darcia se tambaleó exasperada.

Estaría bien estar enfadado por eso, pensó Veld mientras escuchaba en silencio.

“Oh Dios… Pero si ni siquiera una diosa lo sabe, entonces no tiene sentido preocuparse por ello!”

Parecía que Darcia había superado su incertidumbre en lugar de enfadarse.

“Es bueno que seas positivo sobre las cosas. Pero también nos gustaría entrar en la Cordillera Fronteriza. Rodcorte está haciendo movimientos extraños, y yo quiero comer curry”, dijo una voz por detrás.

Veld se dio la vuelta sorprendido al ver a Zuruwarn, el dios del espacio y la creación, cuyas cuatro cabezas parecían querer los onigiri de Darcia que aún quedaban. Le acompañaba Ricklent, el genio del tiempo y de la magia, que miraba a Zuruwarn con los ojos medio cerrados.

“Zuruwarn…” murmuró Ricklent.

“Oh cielos, ustedes dos también han venido. Me gustaría invitarte a tomar el té, pero…” Dijo Vida, su sonrisa desapareciendo mientras se calmaba.

Debido a la barrera mantenida por los dioses de la Cordillera Fronteriza, Zuruwarn y Ricklent sólo podían aparecer en su Divino Reino como ilusiones.

“No se puede evitar”, dijeron Zuruwarn y Ricklent, y luego cambiaron el tema de conversación.

“Les he dicho anteriormente que las fuerzas de Alda se están moviendo activamente, pero han colocado a un dios de la guerra y a una deidad guardiana en lugares extraños. Es posible que esos lugares sean donde Botín y Peria están sellados, pero… no entiendo por qué harían algo así. Ciertamente no están tratando de protegerlos de Vandalieu, así que quizás sea algún tipo de cebo? No, es demasiado obvio. Si los restos del ejército del Rey Demonio se dieran cuenta… No, ¿ya han decidido ignorarlos?” Murmuró Ricklent.

“Ricklent, perderse en tus pensamientos en medio de las conversaciones es un mal hábito tuyo”, dijo Vida. “Y tu forma de pensar es demasiado lógica.”

“Ciertamente. A diferencia de lo que ocurría antes, Alda está actuando sobre el miedo y la emoción, simplemente pareciendo estar calmada. Si vas a leer las acciones futuras de Alda, debes leer su caótico estado de ánimo, o vas a tropezarte contigo mismo”, dijo Zuruwarn.

“Zuruwarn, es bueno que te tomes en serio esta conversación, pero deja de adular a los onigiri. Mi hija está desconcertada por su comportamiento”, dijo Vida.

Veld, que no podía participar en una conversación entre grandes dioses, simplemente mantenía la cabeza baja en silencio.

Mientras tanto, Darcia estaba hablando con Zuruwarn. “Haré que Vandalieu te los ofrezca…. Es cierto, una vez que haya resucitado, haré que me enseñe a hacerlos y los haremos juntos! Una vez que terminen, te los ofreceremos.”

Parecía que se había acostumbrado a los encuentros con los dioses que ya había conocido antes.

“¡¿Hablas en serio?! Ah, pero si las ofrendas se hacen a través de la barrera, no puedo reproducirlas en mi Reino Divino….” Dijo Zuruwarn con melancolía.

“Zuruwarn…” Ricklent suspiró. “Dejando eso de lado, ¿no se ha mostrado Gufadgarn, mi hermana? Con la ayuda de este nuevo hermano, deberíamos poder entrar en la barrera.”

Gufadgarn había estado entrando y saliendo de la Cordillera Fronteriza, junto con la totalidad del Juicio de Zakkart. Con su poder, debería ser posible atravesar la barrera.

Pero Gufadgarn aún no había visitado el Reino Divino de Vida ni una sola vez. De hecho, no hizo casi ningún esfuerzo por abandonar el taller de Vandalieu.

Por lo tanto, Ricklent y los demás no habían podido ponerse en contacto con él… o mejor dicho, con ella.

“Siempre ha sido de los que se esconden en un solo lugar… y creo que está encantado de haber conocido a Vandalieu”, dijo Vida.

Darcia emitió un sorprendido “¡Eh!” al oír a Vida decir que Gufadgarn estaba encantado. Esto le sorprendió porque hasta donde ella recordaba, Gufadgarn siempre se había comportado cortésmente.

“… Entonces supongo que no se puede evitar. Permaneceremos fuera de la barrera por un tiempo y recopilaremos información sin que Alda se dé cuenta”, dijo Ricklent.

“Enviar un mensaje divino ahora también es doloroso”, dijo Zuruwarn.

Parecía que Ricklent y Zuruwarn entendían que Gufadgarn estaba “encantado”. Sabían que Gufadgarn adoraba al campeón Zakkart.

De hecho, ella lo adoraba.

Era extraño que un dios adorara a un humano, incluso a uno de otro mundo, pero esa era la única manera de describir la relación de Gufadgarn con Zakkart.

La razón por la que Gufadgarn había permanecido en la facción de Vida hasta ahora, la razón por la que había hecho alojamiento para las razas de Vida que vivían en la Cordillera Fronteriza – todo fue porque Vida era la diosa que había elegido a Zakkart.

Así, Gufadgarn se había comportado a menudo de manera impúdica con los otros dioses y se había dado a conocer dentro de la facción de Vida como el “capaz pero problemático”. Aunque tales dioses no eran inusuales en la facción de Vida, por lo que no se le veía como un problema particular.

“Bueno, si Vandalieu visita el Reino Divino de alguien, asegúrate de contarle sobre Gufadgarn”, dijo Vida. “Ahora, Darcia, es hora de reiniciar tu entrenamiento. Te lo dejo a ti, Veld”.

“¡Sí, Vida-sama!” dijo Darcia. “Estoy a tu cuidado, Veld-sensei.”

Veld miró a su maestro, que le estaba dando una sonrisa brillante, y a su estudiante que probablemente lo superaría en el futuro.

¿No soy yo el que está siendo obligado a trabajar más duro aquí? Pensó mientras suspiraba.


En una mansión desierta, vieja y desgastada, la cara salvaje pero hermosa de Schneider tenía un ceño fruncido increíblemente profundo. No frunciría el ceño aunque acabara de pisar una pila de estiércol de caballo.

“¿Tu voluntad y la de tu hijo?”, dijo, mirando a la cara bien ordenada y escultural del emperador Marshukzarl.

Pero la expresión del medio-elfo era tranquila, sin signos de miedo o nerviosismo.

“Así es. Pronto vendrán por mi trono y, en el mejor de los casos, me encarcelarán bajo la falsa historia de que he caído enfermo. Si es el momento adecuado, es probable que me hagan ‘morir de enfermedad'”, dijo Marshukzarl, cuya expresión sigue siendo la misma mientras hablaba del trágico destino que pronto enfrentaría.

“El truco estándar cuando se obliga a alguien a abandonar su alta posición social”, murmuró Schneider. “Para que conste, ¿cuál es el peor de los casos?”

“Una ejecución pública. Lo más probable es que se quemen en la hoguera”, dijo Marshukzarl.

“Eso suena increíble. Voy a ir a ver” dijo Schneider, sacando algo de la caja de objetos de su bolsillo y metiéndoselo en la boca – Era un cigarro, no, un vegetal en forma de palo.

“… ¿Por qué estás comiendo un vegetal de raíz aquí?” preguntó Marshukzarl.

“Las verduras son buenas para la salud, ¿no lo sabes? Además, yo no fumo, así que si van a fumar, salgan de la habitación primero, chicos”, dijo Schneider.

Él y Marshukzarl eran los únicos en la habitación. En el momento en que dijo: “Chicos,” la atmósfera de la habitación se perturbó un poco.

“Como se espera de ti”, dijo Marshukzarl. “Aunque son diferentes de las Quince Espadas y la Empuñadura, es impresionante que te hayas fijado en mis ‘Sombras’. Pensé que eran expertos en permanecer invisibles, aunque tal vez no tan expertos como el ‘Cazador de Reyes’ Sleygar.”

Un emperador de una gran nación siempre tenía a alguien que lo protegía de las sombras. Marshukzarl había traído a alguien a esta mansión.

“Más importante aún, ¿por qué alguien está tras tu trono? El incidente en la región de Sauron no debería haber tenido tanto efecto, ¿verdad, sabio gobernante?” dijo Schneider, sin prestar atención a las palabras de Marshukzarl.

El Marshukzarl que Schneider conocía gobernaba el Imperio Amid de una manera que los humanos que formaban la mayoría de la población lo consideraban un gobernante sabio.

Por lo menos, eso le parecería a la gente.

No se recaudaron impuestos más allá de la cantidad fija de impuestos, y aparte de la retirada de la región de Sauron y la expedición que había forzado a la nación escudo Mirg a llevar a cabo, estaba invicto en la guerra. Sus subordinados reprimieron los alborotos de los monstruos, y el orden público se mantuvo gracias a la administración de delincuentes como los bandidos y los piratas.

Vivía un estilo de vida más modesto que los emperadores anteriores; tenía pocas esposas y la cámara del harén del emperador se había convertido en un almacén cuando se convirtió en emperador.

Y había juzgado a algunos nobles como tontos sin esperanza, perdonando a gente como Schneider cuando actuaban contra nobles tan tontos.

Era un aliado del pueblo, un hombre razonable, un emperador con una belleza sin igual.

La razón real por la que tuvo pocas esposas fue porque Marshukzarl tenía sangre de elfo que le dio una larga vida; si tuviera hijos ahora y nacieran como humanos, no vivirían lo suficiente para convertirse en su sucesor. Juzgaba con dureza a los nobles para diluir las familias nobles, que ahora eran demasiadas, así como para estrechar su control sobre los otros nobles y dar una actuación a la gente.

Su perdón a Schneider fue… porque tratar de castigarlo habría tenido como resultado que el ejército sufriera grandes pérdidas. El imperio se beneficiaría más perdonando a Schneider y haciéndole cazar a cambio monstruos problemáticos y desastrosos.

Aunque tenía motivos ocultos detrás de sus acciones, al menos debería parecer un buen gobernante para el pueblo. Incluso los nobles no deberían tener una razón para bajarlo proactivamente de su posición, aunque eso no se aplicaba a las razas de Vida y a los adoradores secretos de Vida como Schneider.

Pero si los aliados de Vida fueran a ir tras Marshukzarl, irían tras todo el Imperio Amid y sus naciones vasallas, no sólo al propio Marshukzarl.

“La verdad es que…. habrá un nuevo Papa de la Gran Iglesia de Alda. Es la voluntad de Dios”, dijo Marshukzarl, apretando la punta de un dedo contra su frente. “Hace aproximadamente una semana, uno de los nietos del difunto duque Marme, con quien usted está familiarizado, Eileek, el hijo de la señora del actual duque Marme, dijo que había recibido un Mensaje Divino. Era del mismísimo gran Alda, diciendo: ‘Toma el puesto de Papa.'”

“… ¿No es eso una alucinación auditiva? O el idiota se lo está inventando” dijo Schneider.

“Como usted sabe, ha habido incontables estafadores que afirman haber recibido Mensajes Divinos. Es por eso que la Gran Iglesia tiene un artículo mágico que puede determinar si uno realmente ha recibido un Mensaje Divino,” dijo Marshukzarl.

El artículo mágico que determinaba si uno había recibido realmente un Mensaje Divino era exacto. Los emperadores anteriores lo habían usado para determinar si realmente habían recibido un Mensaje Divino antes de anunciar el contenido del Mensaje Divino al público.

Pero no pudo determinar si quien había recibido el Mensaje Divino lo había interpretado correctamente.

“El resultado es positivo. Eileek Marme ha recibido un Mensaje Divino,” dijo Marshukzarl.

“Ya veo, ¿entonces el Papa va a cambiar?”, dijo Schneider.

“Las cosas no han progresado tanto todavía. Es cierto que Eileek ha recibido un Mensaje Divino, pero no podemos decir si su interpretación es correcta. Pero el Mensaje Divino de Eileek contenía una profecía de un evento que probará que esta es la voluntad del dios”, dijo Marshukzarl. “El próximo enero, aparentemente habrá un eclipse solar.”

El sol estaba gobernado por Zantark, el dios de la guerra del fuego y la destrucción; Vida, la diosa de la vida y el amor; y Alda, el dios de la ley y el destino.

“Hice que los sabios que sirven a la familia imperial investigaran el asunto, y aparentemente, no se supone que haya un eclipse solar en ese momento. Si las cosas se hacen de acuerdo con la profecía de Eileek, esta es la prueba de que sus palabras son la voluntad de Dios”, continuó Marshukzarl. “La elección del Papa ha sido hecha por el pueblo hasta ahora, pero no se puede tomar a la ligera a un niño que ha sido nombrado por los dioses personalmente. Este es el nacimiento del Papa Eileek. Y es probable que sea removido de mi trono dentro de poco.”

Schneider no preguntó por qué.

De todos los emperadores en la historia del Imperio Amid , Marshukzarl fue el que más había suprimido la Gran Iglesia de Alda.

Era difícil imaginar que Alda, que había ignorado las circunstancias y las leyes de sus creyentes para nombrar personalmente a un nuevo Papa, dejaría a Marshukzarl en paz.

Era poco probable que Marshukzarl fuera derrocado sin luchar, pero su enemigo era un Papa que había sido elegido personalmente por Alda, el dios de la religión oficial de la nación. No importa cómo se mire, la situación no estaba a su favor.

Si Eileek dijera que había recibido un Mensaje Divino de los dioses que condenaban a Marshukzarl, Marshukzarl pasaría de gobernante sabio a traidor nacional. Pero incluso si Alda apoyara un cambio de emperador, como un dios que gobernaba sobre el orden, ¿apoyaría el asesinato premeditado del actual?

“Dices eso, ¿pero Alda realmente llegaría tan lejos? Has sido emperador desde que yo era un niño. Aunque Alda piense que eres una molestia, me cuesta creer que te elimine por la fuerza”, dijo Schneider. “Y el Papa y el Emperador son posiciones separadas. ¿Qué haría con el país después de deshacerse de ti?”

El Papa era la posición más alta entre los creyentes de Alda en el Imperio Amid; él recibiría respeto incluso de aquellos que adoraban a las fuerzas de Alda de otras naciones. Su influencia fue inconmensurable. Sin embargo, al final, el Papa gobernó sobre la Iglesia, un lugar de culto, separado del pueblo.

El emperador era la figura principal de la política y el ejército de la nación. En el momento en que el Papa lo destronara en nombre de los dioses, la Familia Imperial quedaría bajo la influencia de la Iglesia.

Pero era difícil imaginar que los sacerdotes de la Iglesia pudieran dirigir la nación. Incluso Eileek, que poseía la sangre del duque Marme, era un hijo ilegítimo, y seguía siendo un menor de edad. Sería imposible.

Era seguro que habría algunos entre los nobles del imperio que se opondrían a que la Iglesia ganara poder.

“Soy un forastero e incluso sé que la política del imperio caería en el caos”, dijo Schneider. “Bueno, eso es conveniente para mí… o tal vez no.”

“En efecto”, dijo Marshukzarl asintiendo con la cabeza, pareciendo estar de acuerdo con Schneider. “Pero esa puede ser la voluntad de Alda. Una nación es una colección de gente, pero para los dioses, no hay razón para que mi Imperio Amid sea la nación que reúna a los seguidores.”

Incluso si la nación cayera en el caos y el Imperio Amid cayera en ruinas como resultado, Alda estaría satisfecho siempre y cuando los creyentes establecieran una nueva nación. Para los dioses, las naciones eran cosas reemplazables.

Las palabras de Marshukzarl sacudieron no sólo a las Sombras que se escondían, sino también a Schneider.

Pero supongo que es obvio si lo piensas, pensó Schneider.

Innumerables naciones se han levantado y caído a lo largo de la historia. Los dioses habían sido ferozmente adorados en esas naciones, pero los dioses nunca habían tomado partido en guerras entre humanos. Para los dioses, un miembro de una familia real o noble no era más que un creyente, igual que un niño que vivía en la pobreza.

Una nación tan grande como el Imperio Amid no podía ser considerada sin valor para los dioses, pero era posible sacrificarla por un propósito mayor.

Y Schneider podía adivinar cuál era ese gran propósito. “¿Es Vandalieu?”

Marshukzarl asintió rápidamente. “Lo más probable es que sea Vandalieu.”

De hecho, Alda y los otros dioses tenían la intención de usar el Imperio Amid hasta que ya no estuviera más en su plan para derrotar a Vandalieu.

“¿Qué es esta charla sobre tu testamento y tu hijo?” preguntó Schneider.

“Es una medida de emergencia para cuando haga mi lucha inútil y me destronen”, dijo Marshukzarl. “Cuando el imperio caiga en el caos, la gente que se opone a la Iglesia puede ser usada como marionetas.”

“Por lo tanto, es un esquema que asegura que el nombre del imperio y la línea de sangre imperial se preserve si funciona. Para mí, es la oportunidad perfecta para que una marioneta tome el lugar del emperador y convierta el imperio de Alda al lado de Vida. Puedo aprovechar el caos y matar a cualquiera que se interponga en el camino, en su mayor parte”, dijo Schneider. “Es un plan lógico, pero… ¿Por qué crees que no mataré a tu hijo? No te parezco un pragmático, ¿verdad?”

Schneider pensó que era mejor no crear bajas innecesarias, incluso si eran seguidores de Alda. Pero aunque él y Marshukzarl se habían aprovechado el uno del otro a lo largo de los años, el hecho de que Marshukzarl era un enemigo para él no cambió.

Y no le gustaba que todo saliera como dijo Marshukzarl, y era demasiado peligroso.

Después de todo, este “gobernante sabio” era una persona de sangre fría que sacrificaba a su propio hijo para el beneficio y la continuación del imperio.

“Hmm, responderé a tu pregunta. La verdad es que… ese hijo es mi hijo ilegítimo, y tú ya lo estás protegiendo”, dijo Marshukzarl.

“….espera un minuto. Dejando de lado el hecho de que es un hijo ilegítimo, ¡¿ya lo estoy protegiendo?!” Repitió Schneider.

“Supongo que ya han pasado tres años… ¿Recuerdas haber salvado a una mujer embarazada que fue atacada por granujas? El padre del hijo de esa mujer soy yo”.

“¡¿HUH?! ¡¿Eres el padre de Sieg?! ¡¿Hablas en serio, bastardo?!” Schneider gritó mientras se ponía de pie, recordando a la mujer embarazada que Marshukzarl mencionó.

Si recuerda, ocurrió en el límite entre los barrios bajos y el área ordinaria de la ciudad. Una pareja había sido atacada por un ladrón drogadicto, y Schneider los había salvado.

Pero el marido había perecido, y la esposa había agarrado su vientre preñado, rompiendo en lágrimas y llorando porque ella y su hijo no tendrían más remedio que caer en la esclavitud.

Schneider había acogido a la viuda en una instalación que esencialmente estaba siendo dirigida por él, y a través de varios eventos después de eso, ella ahora vivía en un pueblo de miembros de las razas de Vida como una buena seguidora de Vida. Su hijo había nacido y había sido llamado ‘Sieg’ por Zod.

… Ahora estaba embarazada de su segundo hijo.

“¡¿Por qué las cosas resultaron así?! Yo mismo revisé el cadáver de su anterior marido, y no parecía que estuviera mintiendo”. exclamó Schneider.

La cara de Marshukzarl se mantuvo fría mientras respondía. “La mujer es hija de un noble que conspiraba para cometer traición, y le pedí que cooperara conmigo a cambio de la vida de sus hermanos pequeños. Alteré sus recuerdos con una maldición especial manejada por la familia imperial, así que estoy seguro de que no tenía intenciones de mentirte. El marido y el ladrón son bandidos que habían sido capturados vivos. El que parecía relativamente más malvado fue asesinado para interpretar el papel del marido, mientras que el otro fue víctima de una sobredosis de drogas y se le obligó a interpretar el papel del criminal”.

Incluso las Sombras que protegían a Marshukzarl sintieron un cierto rechazo en Marshukzarl al hablar de estos actos inhumanos con una expresión compuesta. Sabían que su amo no sentía ni una pizca de culpa.

“Es un plan que tomó varios años y una cantidad considerable del presupuesto de la nación. Todo se habría desperdiciado si la hubieras abandonado, pero pensé que era poco probable que un creyente de la ‘diosa de la vida y el amor’ abandonara a una madre embarazada”, continuó Marshukzarl. “Con eso, dejé con éxito a mi hijo que lleva mi sangre en las manos de aquel que tenía más probabilidades de poder destruir el imperio en ese momento. Tenía la intención de hacer uso de la madre y el niño mucho más tarde, pero…. Era inesperado que las cosas salieran así”.

“Bastardo…. ¡Te mataré donde estás después de todo!” Rugió Schneider.

En ese momento, Dalton y los demás que se habían estado escondiendo con magia y otros medios diversos se mostraron para contener al enfurecido Schneider.

“¡Cálmate! “¡Si tiene razón, matarlo sólo le hará el juego a Alda!” Dalton le gritó a Schneider.

“¡Así es! ¡Aunque entiendo cómo te sientes! Aunque realmente entiendo cómo te sientes”, dijo Lissana.

“Así es, Schneider-dono… la vida de esta escoria podrida terminará en mis manos”, dijo el Vampiro de Raza Pura Zod, de alguna manera incluso más enfurecido que Schneider cuando intentó lanzarse contra Marshukzarl.

“¡Lissana, tú retienes a Zod, nosotros nos encargaremos de Schneider!”, dijo Merdin.

“Oh Dios, parece que lo mejor para mí es volver a casa”, dijo Marshukzarl, colocando en el suelo una bolsa de objetos… un objeto mágico que podía contener más de lo que aparecía.

Mientras Zod y Schneider estaban siendo retenidos por sus compañeros, se levantó.

“La prueba de la línea de sangre de mi hijo y la cuota de solicitud está dentro de eso”, dijo. “Parece que el miembro de mi linaje que tiene más probabilidades de sobrevivir es mi hijo cuya cara nunca he visto.”

Estas fueron sus últimas palabras; en el momento siguiente, las Sombras lanzaron Teleport y desaparecieron ante los ojos de Schneider y sus compañeros junto con Marshukzarl.


En los alrededores del antiguo territorio Scylla, en el Ducado de Sauron, los aproximadamente 3.000 muertos vivientes de baja calidad que Vandalieu había creado formaban una densa red de seguridad.

Anteriormente, habían sido meros Zombis y Soldados Esqueléticos, y aunque algunos de ellos eran de Rango 2 o 3, habían estado rotando dentro y fuera del Calabozo de Clase D en el territorio Scylla, y la mayoría de ellos eran ahora poderosos monstruos de Rango 5 y superiores.

Uno no sería capaz de deslizarse a través de sus defensas con habilidades superficiales.

Pero no fue particularmente difícil acercarse al área que rodea el territorio Scylla.

“¿Qué es eso? Quítate esto, cuerpo”, dijo un Caballero Fantasma, dando una orden a un Zombie berserker.

Inicialmente había encontrado detestable que el espíritu de un Goblin se había convertido en un no-muerto al hacerse cargo de su antiguo cuerpo, pero ahora eran una buena combinación.

“¿Gugyagyah?” gruñó el Zombie Berserker.

Obedeció la orden del Caballero Fantasma y quitó una tela blanca que había sido atada alrededor de la rama de un árbol. Pero parecía confundido al presentar la tela al Caballero Fantasma.

Había dos tipos diferentes de escritura en la tela.

“¿Un mensaje? A Vandalieu…. Se dirige a nuestro amo, y a la otra escritura… ¿Qué dice esto?” murmuró el Caballero Fantasma.

El mensaje fue escrito en el idioma de la nación del laboratorio de investigación militar que había capturado a Vandalieu. Decía: “Queremos unirnos a ti. Venus, Hecatoncheir, Aegis.”


Explicación de Trabajo (Escrito por Luciliano):

El Maestro se ha vuelto cada vez más absurdo últimamente, así que creo que es apropiado reflexionar sobre el conocimiento básico que tenemos. Hoy, voy a escribir lo que se sabe acerca de los Trabajos del Gremio de Magos y del Gremio de Aventureros.

En primer lugar, ¿qué son los Trabajos? En los tiempos modernos, se definen como opciones de caminos para la vida.

Cuando uno adquiere un Trabajo, recibe bonos de Habilidades relacionadas con ese Trabajo. La Habilidad Cocinar es esencial para convertirse en chef, por lo que es la opción obvia para adquirir el Trabajo de Chef en un cambio de Trabajo.

Pero esta explicación confunde al Maestro y a Legión. Parece que en otros mundos, es extraño adquirir Trabajos para aprender las habilidades necesarias para la profesión deseada. Bueno, los Trabajos y las Habilidades aparentemente no existen en otros mundos, así que probablemente es por eso.

Dejando eso de lado, los cambios de Trabajo son opciones importantes que cambian la vida no sólo para la gente común que adquiere empleos orientados a la creación, sino también para los aventureros que adquieren empleos orientados al combate. A diferencia de los Trabajos como Guerrero Aprendiz, Mago Aprendiz y Artesano Aprendiz, los Trabajos especializados como Panadero y Espadachín proporcionan efectos y bonificaciones a una gama más reducida de Habilidades.

En otras palabras, estas bonificaciones no son útiles para otras profesiones.

Si uno adquiere el Trabajo de Panadero o Espadachín y luego se da cuenta de que no es apto para la profesión que eligió, no puede adquirir otro Trabajo sin pasar por otro cambio de Trabajo.

Bueno, todavía pueden dedicarse a profesiones similares…. Un Panadero podría trabajar en otra profesión relacionada con la cocina y un Espadachín no sería incapaz de equipar una lanza o un hacha, así que en estos casos, un Trabajo erróneo no es un error fatal.

Pero es problemático hacer grandes cambios en el propio plan de vida, como cambiar de un Trabajo orientado al combate a uno orientado a la creación, por lo que hay que tener cuidado con estos cambios… Adquirir numerosas Habilidades orientadas a la creación mientras se toman Trabajos orientados al combate como el Maestro, es una excepción increíble.

A continuación, me gustaría entrar en los efectos de Trabajo y las bonificaciones que proporcionan a la adquisición de Habilidades, pero éstas se trasladan a los Trabajos futuros después de los cambios de Trabajo subsiguientes. De esta manera, al adquirir múltiples trabajos del mismo tipo, es posible convertirse en un especialista en un solo campo. Sin embargo, es común mantener cierta amplitud, ya que especializarse demasiado hará que uno sea inútil fuera de esa especialización.

En cuanto al número de cambios de Trabajo, el ciudadano común pasa por aproximadamente cuatro, aunque esto depende de su profesión y de los Trabajos que escoja. Usando mi ejemplo anterior de Panadero, la trayectoria del Trabajo se vería algo así:

Chef Aprendiz → Chef → Panadero → Panadero de Renombre

Aquellos con talento y aquellos bendecidos por el Maestro podrían progresar aún más hacia trabajos como el Panadero Maestro.

El número de cambios de trabajo puede parecer poco en comparación con el Maestro y sus colaboradores cercanos como Eleanora, Zadiris y Vigaro, pero…. Teniendo en cuenta que se trata de un trabajo orientado a la creación que es difícil de nivelar y que existen numerosas barreras para el desarrollo en el camino, que es de esperar.

Además, es aparentemente común que una persona esté en la cuarentena cuando se somete a su cuarto cambio de trabajo.

Algunas naciones tienen un sistema de reclutamiento en el que las personas reclutadas se ven obligadas a cambiar Trabajos por Soldado Aprendiz y luego se someten a entrenamiento. En tales casos, normalmente se someten a un promedio de cinco cambios de trabajo.

Los enanos, que tienen una larga vida útil, sufrirían dos cambios de Trabajo además de esto, mientras que los elfos, cuya vida útil es aún más larga, podrían sufrir el doble de cambios de Trabajo. Pero en el caso de los enanos y los elfos, incluso los ciudadanos comunes adquieren a menudo empleos relacionados con el combate, por lo que no pueden ser definidos simplemente como gente común.

Y me dirigiré a los aventureros con lo siguiente. No es poco el número de aventureros que mueren mientras completan las solicitudes, y aquellos que alcanzan un alto estatus sirven a los nobles o se convierten en nobles ellos mismos. Por lo tanto, incluso para los gremios es difícil obtener información detallada sobre ellos, por lo que no parece posible determinar una cifra media de cuántas veces cambian de Trabajo.

Por lo tanto, voy a registrar un promedio de cambios de Trabajo para cada clase de aventurero del Gremio de Aventureros basado en mi propio conocimiento sesgado.

♦ Clase G y F:

Se trata de recién llegados que acaban de inscribirse en el Gremio de Aventureros y los que se están entrenando para ascender a la clase E, por lo que muchos de ellos ni siquiera han experimentado un cambio de trabajo.

♦ Clase E:

Están en la etapa de convertirse en aventureros. Generalmente han experimentado un cambio de Trabajo.

♦ Clase D:

La mayoría de estos aventureros promedio han sufrido dos o tres cambios de Trabajo. Aquellos que progresan rápidamente encuentran una barrera para su desarrollo en esta etapa.

♦ Clase C:

Estos son aventureros que están un poco por encima de la media, y yo también era de esta clase cuando era aventurero.

Han superado una barrera para poder llegar a esta etapa, y muchos de ellos han sufrido de tres a cinco cambios de trabajo.

Sin embargo, algunos de ellos permanecen deliberadamente en esta clase, sin querer pasar por la molesta tarea de tener que chupársela a los ricos y poderosos para poder ascender a la clase B. En estos casos, adquieren muchos más puestos de trabajo que la media.

♦ Clase B:

Estos podrían ser llamados héroes. Como mínimo, son capaces de exterminar a los Dragones de Tierra y a los Dragones de Roca, y si tienen suerte, pueden conseguir logros que les recompensen con un rango en la corte. Es probable que hayan superado múltiples barreras para su desarrollo, y la fortaleza y la experiencia cultivada necesarias para hacerlo son muy importantes.

Estos aventureros han pasado por al menos cinco cambios de trabajo. Se cree que esta cifra puede llegar hasta siete.

♦ Clase A y S:

No sé nada sobre estos aventureros, excepto que probablemente han pasado por más de siete cambios de trabajo. Una vez que uno se convierte en clase A o superior, simultáneamente se convierte en una figura importante para la nación en la que vive, por lo que casi no hay información registrada sobre ellos.

Habría sido posible hacer conjeturas basadas en mis conocidos personales, pero no tenía ninguna en ese momento.

No hay información precisa sobre los aventureros de la clase S…. ¿No habrían pasado por al menos diez cambios de trabajo?

Hay algunas historias de aventureros legendarios de clase S cuyo recuento de trabajos ha sido registrado. Pero son falsos… No, ya que existen individuos como el Maestro, ¿tal vez no puedo descartarlos tan fácilmente?

En cualquier caso, el ‘Rey Espada’ Borkus y la ‘Santa de la Sanación’ Jeena, que eran aventureros de clase A cuando vivían, pasaron por ocho cambios de trabajo, mientras que la ‘Lanza De Hielo Divino’ Mikhail, de quien se decía que era digno de convertirse en un aventurero de clase S, pasó aparentemente por diez.

Me acabo de dar cuenta, pero soy de clase A si sólo se considera el número de trabajos.


Con estos hechos en mente, está claro cuán anómalos son el Maestro y los que lo rodean. En cuanto a por qué otros aventureros no pueden llegar a ser como el Maestro, es porque cada uno valora su propia vida.

Cada vez que el Maestro y sus compañeros encuentran una barrera para su desarrollo, derrotan a un enemigo superior a ellos o pasan días dentro de las mazmorras, derrotando a monstruos de alto rango. Los aventureros ordinarios que intentan esto muy probablemente perecerán.

La profesión de aventurero tiene un riesgo constante de muerte, pero aparte de unos pocos enloquecidos por la batalla, están luchando para sobrevivir. Evitan el peligro que no pueden manejar.


La información anterior se basa en mis propias opiniones, y estoy seguro de que hay muchas excepciones a las reglas que he esbozado.

Además, el Gremio de Aventureros nunca haría algo como promover a alguien a la clase C porque han pasado por cinco cambios de Trabajo. Adquirir Trabajos en sí mismo no es difícil.

Un ejemplo extremo sería alguien que va de Aprendiz Guerrero a Aprendiz Mago y luego Aprendiz Ladrón, pasando por múltiples Trabajos tipo Aprendiz que son fáciles de nivelar, y esto por sí solo añadiría tres Trabajos a su cuenta de Cambio de Trabajo.

Pero sus habilidades reales serían dispersas y superficiales, siendo capaces de hacer una variedad de cosas a un nivel de principiante pero incapaces de derrotar a un aventurero de clase D.

Cada trabajo tiene diferentes ratios de desarrollo de Valor de Atributo, diferentes habilidades que reciben bonos de adquisición y diferentes efectos. Además, entrenar diligentemente en el área de especialización de cada uno y adquirir experiencia real en el combate es más importante que nada.

No hay que olvidar eso.

Además, no he proporcionado valores promedio para las razas de Vida… en particular, para aquellos que poseen rangos de monstruos y largas vidas. El Gremio de Exploradores de Talosheim aún no ha introducido un sistema de clases adecuado, por lo que no hay datos significativos que recopilar.


AnteriorIndice Siguiente


Comentarios de Facebook